Home / Arquidiócesis de Guadalajara / Más que un Santuario, una obra de fe

Más que un Santuario, una obra de fe

Edificado en el Cerro del Tesoro. Éste es un proyecto que nació de la necesidad de contar con un espacio para el crecimiento humano y espiritual de los fieles.

Yara Martínez González

Edificado en el Cerro del Tesoro, en el municipio de San Pedro Tlaquepaque, el Santuario de los Mártires Mexicanos es un homenaje a quienes por amor a Cristo entregaron su vida en defensa de su fe.

Es un proyecto que nació de la necesidad de contar con un espacio para el crecimiento humano y espiritual de los fieles, y propiciar la reconciliación y el perdón, la asistencia espiritual y sacramental, a través de la caridad cristiana.

Está dedicado a Cristo Rey, a Santa María de Guadalupe, y a los Santos y Beatos Mártires Mexicanos que a la fecha, han sido reconocidos por la Iglesia. En él se abrirán espacios para manifestar la fe en obras, pues en su conjunto pastoral tendrán su sede los principales organismos de caridad con los que cuenta la Aquidiócesis de Guadalajara.

A doce años del inicio de su construcción y aún inconclusa, la obra arquitectónica ya se ha convertido en un referente del turismo religioso y de aquellos que ven en ella un ejemplo de la arquitectura moderna, con su  cubierta de última tecnología elaborada con materiales que permiten tener cinco características básicas: Hermética para que no exista ningún tipo de filtración, térmica, acústica, de escaso o nulo mantenimiento y, además, adaptarse a las curvaturas del diseño. Su colocación inició desde la cresta hacia los costados, primero en la cúpula intermedia, posteriormente la cúpula de ingreso, para terminar con la cúpula más alta que se encuentra sobre el presbiterio y que tiene aproximadamente 70 metros de altura.

SUS INICIOS

Por iniciativa del entonces Arzobispo de Guadalajara, Cardenal Juan Sandoval Íñiguez, esta obra inició el 5 de febrero del 2007, día en que la iglesia festeja al primer santo mexicano, San Felipe de Jesús, sin embargo, la idea surgió a partir de las asambleas preparatorias para el II Sínodo Diocesano, que se celebró en tiempos del Cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo, en las que se pidió un auditorio grande para las frecuentes y numerosas celebraciones que se realizan en la Arquidiócesis de Guadalajara.

Aunado a esto, la canonización de San Cristóbal de Magallanes y compañeros Mártires, el 21 de mayo del 2000, fue el aliciente para que se pensara en la edificación de un Santuario en el que se pudiera honrar a quienes fueron martirizados y murieron durante la persecución religiosa.

De esta manera se comenzó a buscar el terreno en el que se edificaría este Santuario, siendo el Cerro del Tesoro, el lugar más apropiado para llevar a cabo la construcción, por ser un lugar que está en lo alto y refiere un camino hacia Dios.  

EL PROYECTO

En un terreno de 16 hectáreas, el proyecto total del Santuario de los Mártires Mexicanos comprende 185 mil metros cuadrados, de los cuales, 160 mil metros cuadrados estarán techados.

En su asamblea principal tendrá una capacidad para doce mil personas, y en su gran atrio y plaza frontal, se podrá recibir a alrededor de 50 mil fieles, además tendrá una parroquia en la que se podrán congregar mil 500 personas.

Esta obra arquitectónica también será la sede de organismos dedicados a la caridad como Cáritas Diocesana de Guadalajara, el Banco Diocesano de Alimentos, el Banco de Ropa, Calzado y Enseres Domésticos, entre otros.

También se construirá una clínica con carácter asistencial, una escuela de enfermería, una hospedería para peregrinos, un comedor para los más necesitados, un convento, y el Museo de los Santos y Beatos Mártires Mexicanos.

Asimismo será un espacio para las grandes celebraciones diocesanas, ya que estará equipado con un auditorio y salones para la realización de congresos y asambleas de los movimientos laicales y eclesiales, para reuniones de congregaciones religiosas, vicarías pastorales, decanatos y parroquias.

Frente a la asamblea principal habrá un edificio de cuatro niveles, el primero servirá como estacionamiento para autobuses; el segundo y tercer nivel, para automóviles, y en el cuarto nivel estarán los columbarios o criptas, así como el museo de los Mártires y la sacristía. En el techo habrá un gran atrio que servirá como mirador desde donde se podrá apreciar gran parte de la ciudad.

APOYEMOS TODOS AL SANTUARIO

Si bien es cierto que la edificación del Santuario de los Mártires Mexicanos ha tenido diferentes etapas y que ha avanzado a diferentes ritmos, la realidad es que la construcción que se realiza con los donativos que fieles y personas de buena voluntad, hacen llegar de diversas maneras a la Arquidiócesis, nunca se ha detenido.

Ésta es una obra a la que han contribuido no sólo las parroquias, las asociaciones religiosas o los grupos y movimientos de apostolado, también la sociedad en general ha puesto su granito de arena para que, poco a poco, este Santuario sea una realidad.

De la misma manera se han sumado empresas constructoras a través de la entrega de material y préstamos de maquinaria, sin embargo aún falta camino por recorrer, y es por ello que se hace un llamado a seguir aportando, en la medida de sus posibilidades, para dar paso a las siguientes etapas de este proyecto, de igual manera para que con esta misma generosidad, se dé a conocer la vida de los mártires mexicanos, a fin de imitar su ejemplo.

Maneras de colaborar

-Donativos depositados directamente a la cuenta de la Arquidiócesis de Guadalajara, de Banco Santander. Cuenta: 65-09830126-6 CLABE: 014320650983012668.

-Donación de material de construcción.

-Préstamos de maquinaria.

-Conociendo la vida y obra de los Santos y Beatos Mártires Mexicanos, de manera que se propague más la devoción hacia ellos.

-Participando en las peregrinaciones que por Vicaría y Decanatos se organizan para ir al Santuario.

About Yara Martinez

Check Also

Desarrollo Espiritual: Que ningún miedo te impida, aquí y ahora, trabajar por tu Dios y por tu prójimo

Desarrollo Espiritual, XXXIII DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO, Ciclo C, 17 de Noviembre de 2019. ¿En …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *