Home / Opinión / Sargazo, ¿un problema menor?

Sargazo, ¿un problema menor?

Pbro. José Marcos Castellón Pérez

El sargazo es una macroalga marina que se ha reproducido con mucha rapidez por la contaminación a causa del excesivo uso de agroquímicos fertilizantes que se depositan en el mar mediante la afluencia de los ríos, aunado esto al calentamiento global, que ha provocado una elevación en la temperatura de los océanos que favorece el desarrollo desmedido de la flora marina. El sargazo se reproduce en el Atlántico sur y en las costas de las Bermudas, pero las corrientes marinas las han arrastrado hasta las playas del Caribe.

Las consecuencias del sargazo en las costas del sureste mexicano son muy graves: es prácticamente una red en donde quedan atrapadas diversas especies, incluidas las tortugas que desovan. Además, afecta los cuerpos coralinos y los pastos marinos porque impide el paso de la luz, fuente nutricia de la vida marina, llegando a ser una seria amenaza de convertir las playas más hermosas de México en zonas muertas.

La presencia del sargazo se trata, pues, de un problema gravísimo de orden ecológico y económico, ya que además representa pérdidas millonarias en el sector turismo; sin embargo, el Presidente de la República, en Cancún, minimizó el problema y pretende resolverlo solamente barriendo las playas y no con la seriedad y el compromiso que requiere el problema. Este no se resuelve con una campaña de limpieza en las playas de la Riviera Maya, sino implementando políticas públicas que resuelvan el complejo problema del sargazo de fondo y que implicaría un compromiso nacional para la reducción de los efectos del cambio climático y la aplicación de técnicas más ecológicas en la producción agrícola.

Dos cosas preocupan de esto. La actitud del Presidente que minimiza un problema que está afectando profundamente uno de los ecosistemas más ricos de nuestro país, como minimiza los problemas o situaciones que no entran dentro de su proyecto de cuarta transformación. Se contenta con decir que él tiene otros datos distintos a los que las mismas instancias de gobierno proporcionan a la ciudadanía. La otra cosa preocupante es que, dentro de ese proyecto, no entra el problema ecológico, como quedó demostrado en la falta de pericia en el manejo de los pasados incendios. Además, en vez de proponer la generación de energía limpia, se obsesiona por la construcción de una refinería; pretende construir un aeropuerto y un tren pasando por alto los estudios de impacto ambiental y desoyendo las voces autorizadas que no las aconsejan por las graves consecuencias ecológicas de su construcción.

El cambio climático y el ya muy probable colapso ecológico no es un invento, es un inminente riesgo con consecuencias mortales para muchos seres humanos que necesita ser asumido con seriedad y compromiso. Uno los secretarios de gobierno ha dicho que las migraciones de centroamericanos es causada precisamente por el cambio climático.  Ciertamente la vida del planeta tiene una gran capacidad de regeneración, pero la vida humana pende de un hilo y ese es ya responsabilidad del ser humano.

About Rebeca Ortega Camacho

Check Also

Signos de los Tiempos: Reflexiones sobre el Programa Precios de Garantía

Jorge Rocha Hace unos días el gobierno federal dio a conocer el programa de Precios …