Home / Cultura y Formación / Lo que podemos aprender con Toy Story 4

Lo que podemos aprender con Toy Story 4

Pbro. Alfonso Rocha Torres

Sin lugar a dudas el verano de 2019 estará marcado por el estreno de Toy Story 4, la película… Nos cuenta Jaime Cervera en Arguments, el aportar de recursos para la catequesis.

El síndrome del nido vacío

Woody, vive lo que los papás cuando se van los hijos. Andy no era hijo de Woody, pero él sentía una especial responsabilidad para con Andy que ahora siente para con Bonnie; hacer que su dueño sea feliz. Woody deberá dejar ir el pasado que no permite que su vida siga adelante; lo que en vez de hacerlo libre, lo encadena.

Lo que nos enseña Forky con su crisis existencial

Forky está obsesionado con la basura, se siente basura, no está feliz de ser un juguete, y es por eso que intenta volver múltiples modos a su pasado. Nosotros podemos desarrollar una especie de síndrome de Forky, pue hemos tenido crisis existenciales pensando que nuestro lugar es la basura, el vacío existencial. 

Otra variante de esto es sentirme cómodo en el pasado, en mi “basura”. Incluso en el ámbito espiritual nos podemos parecer al divertido personaje. Hay veces que pareciera que preferimos estar en pecado, que es más fácil y cómodo estar lejos de Dios. Como Forky, debemos descubrir que nuestra existencia cobra sentido en ser feliz haciendo felices a los demás. Sirviéndoles y amándoles en el sentido más cristiano de la palabra.

Buzz Lightyear y la importancia de escuchar tu propia conciencia

Buzz Lightyear se propone hacerle caso a su “voz interior” o conciencia a ejemplo de Woody. Solo que lo mal entiende y aprieta cada que no sabe que hacer el botón de su grabadora. Curiosa y casualmente, aunque esa no es su conciencia, todo le sale bien.

Este gesto de Buzz podría animarnos a nosotros a consultar más la verdadera voz interior, la que está grabada en la inteligencia y voluntad del hombre y nos ayuda a distinguir entre lo bueno y lo malo. 

Para ubicarnos y replantearnos el camino a recorrer rumbo a la felicidad, siempre es bueno dialogar con alguien que tenga más experiencia en ese asunto, nosotros los cristianos comúnmente llamamos ese proceso “Dirección espiritual”. El director espiritual puede ser un sacerdote, religiosa, amigo, o familiar experimentado en la vida cristiana que nos ayude a ir hacia Dios, a entender nuestras crisis y a vivir más nuestra vocación. Woody tiene una plática similar con Forky en una escena de la película y le ayuda a comprender su lugar en el mundo, la vocación a la que ambos están llamados y la importancia que tiene en el mundo de Toy Story ahora. No nos vendría mal tener una charla similar de vez en cuando. 

La cultura del descarte del Papa Francisco en Gaby-Gaby

Gaby-Gaby encarna la cultura del descarte que plantea el Papa: Es una muñeca olvidada y apartada de los demás por tener una avería.

En un principio parece villana, pero la película nos permite descubrir que más que un juguete malo, es un juguete que necesita amor. Gaby-Gaby vive para ser como el estándar propone que sea y ella piensa que si no arregla esa avería nunca será querida. Tal vez hay quienes como ella, nos obsesionamos con cambiar algo de nuestro físico para ser queridos o aceptados. Igual que ella, hay que descubrir que vale más la pena ser uno mismo. De nuevo, un gesto de caridad de parte de Woody hace que ella replantee su existencia. ¿Quién no se conmovió cuando la niña la encuentra?

Duke Caboom: un Santo no es el que no cae, sino el que siempre se levanta

Duke Caboom es otro ejemplo de cómo la experiencia de “caer” nos puede encadenar y no permitirnos ir hacia adelante. El simpático motociclista debe recordarnos lo importante que es creer en los demás y cuánto puede transformar nuestra vida el que alguien crea en nosotros. Dios confía y cree en nosotros, sabe que podemos dar el salto hacia la santidad. ¿Nos animaremos? 

El papel de los amigos en la vida de un cristiano

Recorrer el camino juntos es importantísimo. Necesitamos amigos, una comunidad que nos respalde. La travesía en búsqueda de Forky habría fracasado si los demás juguetes no hubieran ayudado a la distancia. El rescate de Forky habría sido imposible sin los demás juguetes actuando y ayudando a completar la misión. Me parece que los juguetes que se quedaron en el Camper son como la Iglesia triunfante y purgante, nos ayudan “a distancia” para cumplir la misión, y los juguetes que se suman para recatar a Forky son como la comunidad de creyentes, la Iglesia peregrina que debe apoyarse para conseguir la santidad.

La vocación, aquello que nos hace feliz

El final de la película a todos nos ha conmovido. La elección de Woody ha provocado lágrimas y recuerdos. La propia vocación: el propio camino que si se escoge haciéndole caso al corazón, te hará feliz.

Es más lo que nos une, que lo que nos separa de los demás

Hay objetos en las películas de Disney-Pixar que conocemos como los Pixar Easter Eggs, detalles ocultos que relacionan todas las películas. Guitarras de Coco, Dinoco, Pizza Planeta… ¿Nuestras vidas también tienen detalles así? Todos somos hermanos, compartimos una Casa Común y nuestras historias pueden entrelazarse con detalles significativos colocados en el momento exacto por el Autor de la película, para demostrarnos que tenemos más en común con los demás de lo que pensamos. Al final, todos fuimos creados por el mismo Autor.

¿Te dan ganas de verla otra vez?

COMENTARIOS:                vivirenlapantalla@gmail.com

PARA SABER MÁS:          www.arguments.es

Acerca de Hugo Rodríguez

Reportero y Community Manager en Arquimedios Guadalajara. | Ciencias de la Comunicación y Administración de la Mercadotecnia. | Periodismo Deportivo. | Locutor en Valora Radio y Radio María. | Reportero y Columnista en TR Fútbol.

Revisa También

Celebración de la Palabra: Jesús, el esposo amoroso y servicial de la Iglesia

Ofrecemos un esquema para realizar una celebración familiar o grupal, sin la presencia del presbítero, …