Home / Cultura y Formación / Voz Verde: Un Adviento color verde
Comienza a época del año en la que nuestra esperanza está más viva que nunca, esperamos la llegada de Jesús, ya llega la Navidad

Voz Verde: Un Adviento color verde

Karime Ramos Godoy

Comienza a época del año en la que nuestra esperanza está más viva que nunca, esperamos la llegada de Jesús, ya llega la Navidad.  Recordemos que el Adviento,  debe vivirse también desde el punto de vista ecológico. El Adviento debe vivirse en todo nuestro entorno, traducido en ayuda al prójimo y cuidado de nuestra Casa Común.

Propongo algunos consejos de cómo podemos vivir un Adviento Ecológico:

  1. Antes de comprar adornos de navidad, podemos pensar en comprar sólo lo que verdaderamente se requiere y no cambiar la decoración completa de acuerdo al color de moda. Adicionalmente, con el dinero que se invertiría en eso, compraremos una planta para cuidarla en familia, verla crecer y enseñar a nuestros hijos sobre responsabilidad. Otra parte del recurso podemos utilizarlo en comprar cobertores para las personas que viven en la calle, este invierno buena falta les hace.
  2. Antes de comprar regalos y juguetes “a libre demanda”, revivamos con nuestros hijos los que tienen, reorganicemos  su cuarto, saquemos vista todos los juguetes para que generen conciencia que la “cantidad” de cosas no determina su estado de ánimo y pueden pedir algo más sencillo al Niño Dios y, además, regalar a un niño algunos juguetes para aprender a compartir y ocuparse de los otros.
  3. Al envolver regalos con hermosos y costosos moños y papeles, pensemos que un regalo está en las manos que lo otorgan, no en la envoltura y adornos que lleva; no hay necesidad de generar enormes cantidades de basura para que nuestros regalos tengan un verdadero sentido. Mejor, demos regalos verdaderamente pensados en fomentar la responsabilidad común, el cuidado de la ecología y los valores cristianos.
  4. Preparémonos en familia, con un propósito en pro del medio ambiente cada día: compremos productos sin empaques adicionales, separemos la basura, adornemos con materiales reciclados esta navidad, compartamos nuestra comida en lugar de dejarla perecer, apaguemos luces de la casa si no se requiere, leamos la encíclica Laudato si en familia, veamos un documental en familia sobre el cuidado de la naturaleza, empaquemos con materiales reciclados de casa (revistas, periódicos).

Para recibir a Jesús esta Navidad “Debemos hacer la experiencia de una conversión, de un cambio del corazón” (Conferencia de los Obispos católicos de Australia, A new Earth – The Environmental Challenge, 2002).

Acerca de admin

Revisa También

Celebración de la Palabra: Jesús, el esposo amoroso y servicial de la Iglesia

Ofrecemos un esquema para realizar una celebración familiar o grupal, sin la presencia del presbítero, …