Home / Iglesia en Guadalajara / Que la Imagen de Nuestra Señora de Zapopan reaparezca en los espacios públicos

Que la Imagen de Nuestra Señora de Zapopan reaparezca en los espacios públicos

Pbro. José Antonio Larios Suárez,

Sección Diocesana de Pastoral de Educación y Cultura

La fe, es sin duda, una adhesión de la voluntad a Dios nuestro Creador. Por ser un acto de la voluntad, es una realidad invisible pero que se manifiesta en los actos y en la vida misma.

El ser humano siempre ha tenido la necesidad de expresar su sentimiento religioso, por ello desde tiempos inmemoriales los ritos y los signos religiosos acompañan su vida.

Aunque la fe es un acto interno de la voluntad no puede quedar allí, se traduce obviamente en la conversión, en un estilo de vida, pero también en rito, celebración y signos externos que expresan lo interno y retroalimentan la vida interior.

Un recordatorio de Dios en nuestras vidas

En este contexto las imágenes sagradas juegan un papel muy importante en nuestros templos y casas, sin embargo, la fe de las comunidades ha llevado con frecuencia a colocar imágenes religiosas también en las fachadas, en las plazas y lugares públicos, como un testimonio de fe, un estímulo para no olvidar a Dios en lo más cotidiano de nuestra existencia.

Con todo y la descristianización de Europa, es muy común ver allí todavía infinidad de signos religiosos en la vía pública: estatuas y mosaicos de manera muy especial, que son un testimonio vivo de la realidad más profunda de la vida de un pueblo que en ocasiones se desea borrar, pero la raíz histórica es más fuerte que todo intento de secularización.

En la Guadalajara virreinal era muy común apreciar en las fachadas imágenes de cantera de la Virgen de Zapopan, la gran Patrona y Protectora de la ciudad.

Con la voraz “urbanización”, muchos de estos edificios desaparecieron, se modificaron y con ello muchas imágenes de la Virgen de Zapopan dejaron de apreciarse en la vía pública. Pero aún hoy quedan en pie algunos de estos testimonios públicos de fe.

Un azulejo conmemorativo

En este año 2021 que celebramos el Bicentenario del Generalato de la Virgen de Zapopan y el Centenario de su Coronación Pontificia, la Sección Diocesana de Educación y Cultura nos propone colocar visiblemente en nuestras fachadas el azulejo conmemorativo de estas dos grandes efemérides.

Esta pieza conmemorativa tiene como objetivo revivir aquella devoción pública que en otros tiempos se apreciaba en nuestra ciudad, manifestar públicamente nuestro amor a la Patrona de nuestro Estado, de nuestra ciudad y de nuestra Arquidiócesis, así como tener una fuente testimonial a perpetuidad de las dos efemérides tan importantes para nuestro occidente mexicano que siempre ha caminado al cobijo de Nuestra Señora de Zapopan, protectora y artífice de nuestra historia.

En una sociedad cada vez más secularizada que bueno será que reaparezca en la vía pública este signo bendito que nos da identidad y es pieza clave en la historia civil y eclesiástica de nuestro occidente mexicano.

¿En dónde?

El azulejo conmemorativo con la imagen de la Virgen de Zapopan es una pieza de 30×20 cm diseñada para exteriores de nuestras casas o negocios, se puede adquirir en la tienda de reliquias de la Basílica de Zapopan y al adquirir esta pieza se contribuye para seguir produciendo materiales que la Sección Diocesana ofrece para la difusión de la devoción a Nuestra Señora.

Acerca de Edicion Arquimedios

Revisa También

¡Felicidades Monseñor Salazar, neo Obispo de la Arquidiócesis de Guadalajara!

El día hoy, martes 30 de noviembre, fue llevada a cabo la ceremonia de Ordenación …